Blog

Terapeuta Pastor García ¡Mi pasión es ayudarte a encontrar tu camino!

coaching ejecutivo pastor garcia

Aprenda a hablar en público sanando tu niño interior

Aprenda a hablar en público sanando tu niño interior

El temor a hablar en público es uno de los motivos por los que las personas acuden masivamente a consulta psicológica, procesos de coaching, cambio con PNL o elementos de autoayuda, buscando a gritos un alivio a su problema.

Sin embargo, no todos llegan a sanarse completamente del temor a hablar en público o pánico escénico, pues ante la gran demanda del marketing emocional, remedios y soluciones mágicas que les presenta el mercado actualmente es realmente difícil dar con un recurso profesional, serio, científico y adecuado que ayude a sanar de raíz la timidez, el temor a exponerse y todas las demás sanaciones que tienen que ver con presentarse y mostrarse públicamente ante otras personas.

Ver vídeo 

Una de las causas más comunes del temor a hablar en público radica en los modelos de crianza de los padres, familiares y entornos de la niñez donde el sujeto hizo sus primeras configuraciones sobre el lenguaje y la comunicación con terceros.

Aprende a hablar en público sanando tu niño interior y serás más feliz.
Se ve bien y fácil el subtítulo, sin embargo las personas que están pasando por esta tortura emocional lo pueden ver como un camino muy largo y difícil de cruzar, por todo el sufrimiento que les ha tocado afrontar a lo largo de su existencia.

A pesar de lo que te ha tocado sufrir por el temor a exponerte ante otras personas sí es posible sanarte y ser más feliz, por eso te insisto: Aprende a hablar en público sanando tu niño interior. Pues al sanar tú niño interior encontrarás las causas primarias de tu temor a hablar en público, identificaras la raíz y los patrones de supervivencia que te ha tocado inventar para subsistir en la sociedad y protegerte del daño de terceros.

Los modelos de crianza de nuestros padres y antepasados influyeron constantemente en la configuración del lenguaje, comunicación, expresión oral y la manera de relacionarnos con otras personas.

No sé si pasa en tu país, pero en Colombia sucede constantemente que los padres de familia son muy recurrentes con frases que les dicen a los niños cuando estos intentan entrar en una conversación de adultos, como por ejemplo: “En boca cerrada no entran moscos” o “cuando los adultos hablan los niños callan”. Además, les programan para el silencio absoluto ante la presencia de dignatarios en áreas de la política, la cultura, la religión entre otras, siendo la parte religiosa la más grave pues ante la visita de un Rabino, Sacerdote, Pastor, Chaman o líder religioso de cualquier credo siempre se le advierte al niño en tener cuidado de no abrir su boca.

Ahora bien, ese niño crece, se hace adolescente, está en el colegio y le gusta una compañerita o compañerito de clases, desea hablarle para establecer algún tipo de relación amistosa con la persona de su admiración pero se frena, siente vergüenza, miedo, impotencia, inseguridad y, al no poderse acercar, finalmente experimenta frustración. Lo peor es que no entiende qué está pasando preguntándose por qué yo no soy capaz y mi amigo Juanito sí, pues es amigo de todos y yo no puedo hacerlo.

Situaciones como esa dejan claro que en la parte inconsciente de ese ser hay toda una estructura o esquema de creencias limitantes sobre acercarse a otros, comunicarse (abrir la boca) o no se siente digno por no ser de la misma clase social de la que es la persona de su admiración.

Luego ese adolescente crece, se hace joven y posteriormente adulto con un cumulo de cargas y creencias emocionales de sus padres o antepasados que no le permitieron expresarse con libertad y ahora se encuentran en mitad de una encrucijada donde no saben que camino tomar para salir del dolor y malestar emocional que causa el temor a hablar en público y de acercarse a otras personas.

Aprende a hablar en público sanando tu niño interior con Terapia Regresiva Reconstructiva.
A mi consulta llegan constantemente personas cansadas de luchar por salir de lo que ellos consideran un infierno, sin lograr los resultados esperados. Muchos se han comprado varios cursos de autoayuda, videos, audios, libros demás material de autosugestión, hipnosis, PNL, meditación, hágalo usted mismo, etc., sin sanar su temor a hablar en público y por ende están aún más frustrados al culparse de que ellos no pueden, que no son capaces y que son unos perdedores.

Ante esta situación yo siempre les ofrezco sanar a su niño interior con Terapia Regresiva Reconstructiva porque va inmediatamente a la raíz donde se originó el problema y en pocas sesiones la persona queda completamente sana del temor a hablar en público y lo mejor es que esta recuperación es para siempre, pues no tiene que regresar a los dos o tres meses con el mismo problema como sucede con técnicas o elementos de autoayuda anteriormente mencionados.
La Terapia Regresiva Reconstructiva (T.R.R.) es una psicoterapia integrativa, complementaria y de apoyo a cualquier tratamiento médico y psicológico, se encuentra familiarizada con la Psicología Humanista y Transpersonal.

El objetivo de la Terapia Regresiva Reconstructiva es que la mente de la persona retroceda en el tiempo para localizar información, problemas o resistencias del pasado que hayan quedado guardados en el inconsciente sin haber podido ser entendidos ni expresados y las emociones que a su vez hayan generado.

El principio es dejar que afloren aquellas situaciones reviviéndolas nuevamente para entender cómo, frente a diversos impactos emocionales dolorosos, el embrión, feto, bebe o niño, tuvo que aprender una serie de patrones de conducta para poder sobrevivir, reconocer cada uno de ellos y darse cuenta de cómo se convirtieron en creencias inconscientes que han ido generando a lo largo del tiempo un desequilibrio interno a través de una tensión física y una carga patológica que han desarrollado unos núcleos enfermizos, que son los causantes de su malestar actual y que lo mantienen atado a una estructura rígida de su personalidad (Episodios traumáticos no resueltos).

Aprende a hablar en público sanando tu niño interior y serás un ganador. Así la canción de un millón de amigos será muy familiar contigo, al lograr sanar a tu niño interior.
Sanando tu niño interior serás más feliz.

Facebook Comments

Write a Comment

Deja un comentario