Blog

Terapeuta Pastor García ¡Mi pasión es ayudarte a encontrar tu camino!

terapia familiar pastor garcia

Sanar la Familia

Sanar la Familia

Una familia sana es el sueño, anhelo y deseo de toda la sociedad. Para empezar con esta hermosa misión debemos establecer unas reglas y normas de juego para llevarla a un feliz Renacimiento.
Una familia se constituye por dos o más personas, en una dinámica de juego donde él ser, hacer, tener, aprender y convivir tienen su protagonismo.

Independientemente del número de sus miembros, la cabeza o cabezas de la misma siempre velan por la salud, equilibrio e integralidad de sus miembros.

Para dar un orden, en esta ocasión usaremos una familia constituida por más de dos integrantes.

Un padre y una madre sanos por supuesto que tendrán hijos e hijas sanos en todo el sentido de la palabra, pues, generalmente, usamos la palabra salud cuando hay ausencia de dolor o enfermedad significativos, omitiendo la parte psicológica, espiritual, social o emocional (en una forma más sencilla y resumida salud integral).

Ver Vídeo 

Cuando pasamos por alto la parte emocional estaremos corriendo el peligro de propagar la enfermedad en todas sus áreas, pues de la calidad de la salud psicológica y emocional dependerá la buena salud en la integralidad del ser en la familia.

Existen muchos métodos, terapias, consejos y recursos para logar una familia sana y feliz, sin embargo, muchos de los anteriores recursos sólo trabajan en la superficie otorgando por poco tiempo sus beneficios a quienes los utilizan.

Ahora bien, para sanar la familia y llevarla a puerto feliz debes empezar por ti mismo como padre, madre y pareja, pues siendo ustedes la cabeza del cuerpo familiar, o raíz del jardín donde se verán las más hermosa flores y frutos del esfuerzo, amor, dedicación y educación a lo largo de la vida como padres y tutores, tienen la responsabilidad de empezar a sanarse primero.

Para sanar la familia hay una serie de pasos o protocolos que podemos incluir en nuestra vida individual y de pareja para lograr el cambio y transformación en el núcleo familiar, armonizando así ese hermoso jardín donde acontece la vida, los pajarillos cantan, las plantas florecen, las limpias aguas fluyen, los árboles se fortalecen y dan felizmente sus frutos, donde se percibe el aroma y perfumes del amor, donde el sol siempre brilla sin importar la dinámica del tiempo, los vientos soplan en todas las direcciones refrescando un hermoso jardín donde acontece la vida y el amor de una familia feliz.

Como ya dije antes, para sanar la familia empezamos sanando la cabeza de la misma representada por la pareja o en el caso de que el grupo familiar sea liderado por una madre sola o un padre solo, que por alguna razón o circunstancia de la vida le haya tocado levantar, criar y acompañar solo a su familia.

Sanando la Cabeza de la familia y la Raíz del jardín

Un agricultor siembra una semilla con la esperanza y convicción que gozará de una buena cosecha y al final recogerá muy buenos frutos, sin embargo en el camino un bicho, parásito o plaga puede surgir y atacar la plantación. En este caso el labrador hará sigilosamente un análisis o estudio del caso para determinar qué o cuál será la causa de este ataque a su cultivo que amenaza con morir, dentro del análisis generalmente tiene en cuenta el terreno o ambiente donde sembró, el clima, las fases lunares, el tipo de plantas y árboles que hay en el lugar, ya que estos también se pueden convertir en contaminantes o escenarios apropiados para destruir las nuevas semillas o cultivos, entre muchas otras características más.

Ahora bien, si el terreno no cuenta con las principales propiedades y elementales naturales para que se gesten las nuevas semillas, el agricultor hará un tratamiento especial a ese terreno para convertirlo en productivo y apropiado para la siembra, de no poder hacerlo optará por dejarlo atrás y buscar el mejor terreno para cultivar y sembrar una nueva semilla. En este caso, el labrador ha sanado el problema de raíz, pues más que gastar su tiempo y dinero en solucionar lo externo de sus plantas, ha hecho un estudio profundo para erradicar el mal desde su raíz y a partir de ese momento ya sabrá donde sembrar las nuevas semillas que grandes cosechas le dará.

Como en el ejemplo del sembrador, sanar la familia es una tarea principal de la cabeza (la madre, o el padre o la pareja), donde se deberá identificar en qué área del proyecto llamado familia se necesita implementar los cambios pertinentes para lograr sanarla por completo a partir de sanarse a sí mismo como persona.

En el caso de la pareja es de vital importancia que los dos tengan muchísima confianza entre sí para lograr el proceso de forma sana y sin traumatismos, que hablen sobre el pasado, su niñez, momentos hermosos y momentos dolorosos que requieran de perdón, cambio o sanación emocional que les facilite una catarsis o desahogo suficientes para sanar esas heridas emocionales, y trascender al siguiente nivel, sanar la familia. Pues el cambio que se da en la cabeza afectará positivamente el resto del cuerpo familiar.

¿Qué hacer cuando es difícil o hay traumas muy dolorosos?

Como siempre digo e insisto en los programas de tv que tenemos los martes, miércoles y jueves en la internet, estos recursos son poderosos y pueden ayudar a generar cambios significativos en la vida de las personas, mas cuando tu situación es muy dolorosa vas a necesitar de unas herramientas o recursos más poderosos y personalizados que te ayuden a salir de tu situación traumática y severa, ya que tu niño interior está esperando ser rescatado, sanado y reintegrado con el adulto del presente. Para estos casos la mejor forma de sanarnos emocionalmente es a través de la Terapia Regresiva Reconstructiva que va hasta lo hondo del alma la raíz y sana nuestras dolencias.

Te puede interesar Terapia Familiar

La Terapia Regresiva Reconstructiva te lleva de la mano a lo profundo de ti, a encontrarte con tu niño interior y te da las herramientas para sanarlo completamente de sus heridas emocionales y te lleva a vivir una nueva vida.



Con Terapia Regresiva Reconstructiva, tú puedes cambiar la historia de tu vida e iniciar una nueva aventura en el jardín familiar donde al sanar la familia alcanzarás la armonía, tolerancia, convivencia y relaciones amorosas que siempre habías soñado.

Hoy te puedes levantar de tu situación de esclavitud y optar por una vida feliz a partir de sanar la familia, sanarás también a la sociedad, pues le darás hijos e hijas íntegros que contribuyan con la civilización del amor.

Facebook Comments

Write a Comment

Deja un comentario